fbpx

Nuestro hijo acaba de nacer y toca la vuelta a casa. Mientras estamos en el hospital todo son cuidados para la mamá y el bebé y cualquier duda que nos surge, siempre hay una enfermera amable que nos ayuda a resolverla. Pero cuando entramos por primera vez a nuestra casa, la sensación es de “solos ante el peligro”.

Seguramente tu familia más cercana se ha ofrecido a echarte una mano en los primeros días para poder recuperarte y descansar. Además, podemos acudir a un especialista para resolver dudas que nos preocupan o que como madres primerizas no sabemos afrontar.

Para ayudarte en estos primeros días en los que todavía no conoces las necesidades de tu bebé o el motivo de porque ocurren las cosas, vamos a resolver las 5 dudas más frecuentes que nos surgen a los padres primerizos.

¿Cómo sé que está bien alimentado mi bebé?

No te preocupes si en la primera semana tu bebé pierde peso, es algo totalmente común en los recién nacidos. Se estima que puedan llegar a perder hasta un 10% de su peso al nacer.

Para alimentarlo correctamente, puedes utilizar la técnica de lo que comúnmente se dice “a demanda”, es decir no establecer horarios de tomas sino darle cuando el bebé lo necesite.

Y piensa, que mientras manche el pañal, todo va bien.

¿Cómo sé si tiene mi bebé cólico del lactante?

Lo primero que tienes que saber es que es algo muy frecuente en bebés lactantes y que los especialistas no están seguros de su causa, aunque apuntan a que el cólico sucede cuando el alimento avanza demasiado deprisa por el sistema digestivo del bebé.

Los bebés pueden llorar por diversos motivos hambre, sueño o calor. En el caso del cólico, los llantos sueñen durar entre 2 y 3 horas y se producen siempre sobre la misma hora, que generalmente son por la tarde noche. Suelen empezar entre la tercera y sexta semana y durar hasta los 3 meses aproximadamente.

Los masajes o la posición con la que sujetas al bebé pueden disminuir o aliviar estos cólicos de forma que eche los gases.

¿Con qué frecuencia debo bañar a mi bebé?

Muchos pediatras recomiendan bañar a los bebés de forma alterna, es decir un día sí, un día no. El motivo es que, desde que nacen los bebés o incluso antes, crean una capa natural protectora que con baños frecuentes podemos llegar a eliminar y, por tanto, hacer que la piel de nuestros bebés sea más vulnerable.

Esto no quiere decir que no debamos prestar atención a la higiene de nuestro bebé y zonas como la del pañal deben estar siempre limpias y secas. También hay prestar atención a los pliegues de forma que, aunque no lo bañemos les pasemos una toallita en caso de que estén sucias.

¿Cuándo se cae el cordón umbilical?

El cordón umbilical suele caerse entre los 7 y 15 días de vida. Aunque tampoco te asustes si pasado este periodo no se ha desprendido. Consulta con tu pediatra para que le haga un seguimiento.

Por otro lado, hay que tener la precaución de que esa zona este siempre limpia y seca. Por eso no se recomienda sumergir en agua durante el baño a los bebés que todavía no se les ha caído.

¿Cuándo puedo probar a usar chupete?

No es necesario que por regla general haya que utilizar el chupete, de hecho, cada vez se aconseja menos su uso. Si aun así decides recurrir a esta herramienta, utilízalo cuando la lactancia este bien establecida.